Aprovechando la llegada del nuevo gobierno, los comerciantes han querido realizar una serie de peticiones que consideran urgentes y darlas a conocer a la opinión pública, entre las más destacadas, una normativa clara que regule el “ecommerce” y que se establezca de manera  definitiva una política eficaz sobre las rebajas.

 Para el pequeño y mediano comercio la situación se está convirtiendo en insostenible, las ventas bajan mes a mes de manera inevitable y es constante el número de comercios que se ven abocados como última solución al cierre definitivo.  Ante un panorama tan poco alentador,  los comerciantes han solicitado al nuevo gobierno de Pedro Sánchez medidas urgentes que favorezcan a este sector y rompan la dinámica negativa en la que se ha instalado.

 La Confederación Española de Comercio ha solicitado a la nueva ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto,  mayor implicación para salvar al comercio de proximidad, que es el que más está sufriendo el auge  de internet, el desequilibrio entre los distintos formatos comerciales y los grandes cambios en los hábitos de consumo.

 Entre las medidas que próximamente se plasmaran en una solicitud formal y consensuada,  se encuentran, impulsar un plan de ayudas específico, promover el adecuado desarrollo del “ecommerce” o proteger al sector de prácticas abusivas y desequilibrios competitivos.

 Para las asociaciones de comerciantes, el comercio va en contra de sí mismo y de su propia esencia, si entra en la dinámica de descuentos y promociones permanentes, esa no puede ser la solución.

 En el medio plazo,  el objetivo es recuperar el prestigio en el ejercicio de la profesión de comerciante, fomentando el relevo generacional en las empresas familiares y que las instituciones públicas  fomenten y faciliten el traspaso de pymes comerciales a jóvenes y emprendedores.

Start typing and press Enter to search